Como preparase para tener éxito en el matrimonio

Como preparase para tener éxito en el matrimonio

Al matrimonio se le compara como una construcción de edifico, por que antes de colocar los cimientos, primero se debe adquirir el terreno y trazarse los planos. Cuando se desea formar una familia mediante el matrimonio, es importante analizar  las responsabilidades que conllevan este compromiso y ser realistas, ya que a lo largo de la vida marital  se encontrará desafíos, como la economía, salud, desacuerdos de  pareja, los hijos etc.

¿Está mal adquirir está responsabilidad del matrimonio, demasiado joven?

Para esta pregunta son varias las respuestas, pero lo más recomendable es dejar pasar la flor de la juventud, dónde los impulsos sexuales son más intensos y se podría decir que nublan la razón, es por eso que los que se casan muy jóvenes tienden a ser más infelices y en muchos casos terminan  en divorcios,  por eso se recomienda  no precipitarse.

Los años que vivimos cómo adultos, jóvenes, solteros, nos proporciona experiencia valiosa que  será de mucha ayuda para convertirnos en cónyuges maduros y mejor preparados, el posponer el matrimonio a una edad adecuada nos  ayuda a entendernos mejor  a nosotros mismos y nos ayudara adquirir la experiencia necesaria para enfrentar algún problema que pudiera surgir .

Recordemos que el matrimonio no va a cambiar nuestra personalidad, si somos orgullosos, hipersensibles, o muy pesimistas de solteros, seremos igual de casados, puesto que es muy difícil vernos a nosotros mismo.

¿Qué pueden buscar el hombre y la mujer en su futura pareja?

Es importante que la mujer medite en las siguientes preguntas:

¿Qué reputación tiene este hombre? ¿Quiénes son sus amigos? ¿Tiene autodominio? ¿Cómo tratan a las personas mayores? ¿De qué clase de  familia procede? ¿Cómo se lleva con sus familiares? ¿Qué actitud tiene con referencia al dinero? etc.

El hombre podría preguntarse: ¿Puede encargarse de un hogar? ¿Es prudente, trabajadora, ahorrativa? ¿De que suele hablar? ¿Se interesa sinceramente por el bienestar ajeno o es egocéntrica y entrometida? ¿Es  confiable? ¿Está dispuesta a someterse a la jefatura o es terca incluso hasta rebelde?

 Un autoexamen sincero antes de adquirir está responsabilidad tan seria cómo es el matrimonio, nos ayudara a tomar una mala decisión y sufrir toda una vida.

Deja una respuesta